Áreas Marinas Protegidas: “herramientas de gestión y no un fin” | Revista Ingeniería Naval

Revista Ingeniería Naval

Áreas Marinas Protegidas: “herramientas de gestión y no un fin”

Áreas Marinas Protegidas: “herramientas de gestión y no un fin”
febrero 22
14:02 2018

El Comité Científico de ARVI recomienda analizar las consecuencias antes de implementar nuevas Áreas Marinas Protegidas (AMP).

ARVI, la mayor asociación pesquera española, ha publicado el informe “Áreas Marinas Protegidas, una herramienta de gestión y no un fin en sí mismas”, elaborado por su Comité Asesor Científico Técnico (CACT).

En él concluyen que las AMP deben ser una herramienta más en la gestión de los recursos
marinos y no la única alternativa.

El informe también señala la necesidad de conseguir una unión y coherencia entre los objetivos perseguidos para la conservación de los océanos y la gestión de las pesquerías para conseguir la sostenibilidad de los recursos. De la misma forma, apunta que antes de atribuir estos espacios protegidos, se deben evaluar e investigar sus beneficios y costes, teniendo en cuenta los aspectos biológicos, pero también los económicos y sociales.


ARVI es partidaria de las AMP pero, como señala el informe, el proyecto de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN) de 2016 que busca la protección total del 30% del océano frente a la actividad pesquera, también debería tener en cuenta las posibles consecuencias negativas sobre las áreas no protegidas – donde se concentrarían todas las actividades económicas marinas del planeta-, la economía mundial o el empleo, además de la producción mundial de pescado, la cual se vería gravemente disminuida provocando un fuerte cambio en la dieta de la población.

En el caso de que finalmente se aplique esta protección, indica el informe, debería realizarse en determinadas áreas y de forma temporal para así asegurar la supervivencia de las especies o hábitats que convivan en ellas. Las conclusiones del documento, basadas en las opiniones de tres reputados científicos -Ray Hilborn1, Serge Michel García2 y Anthony Charles3 -, afirman que a pesar de pedir prudencia, existen evidencias de que una AMP bien gestionada protege la biodiversidad y mantiene la estabilidad del ecosistema.

En 2015, los estados miembros de las Naciones Unidas se comprometieron a conservar el 10% de las áreas costeras y marinas para 2020. Sin embargo, en 2016, un estudio de la revista Conservation Letters se posicionaba a favor de la protección del 30% de esos espacios y meses más tarde, esta propuesta fue aprobada por la IUCN en su Congreso Mundial de la Naturaleza 2016. En la actualidad, hay organizaciones que incluso apoyan el 50% de la protección de los océanos, pero sin tener en cuenta las consecuencias económicas, sociales y medioambientales que puede llegar a provocar.

1 Biólogo marino y científico de pesquerías, profesor de la Universidad de Washington y miembro de la Academia Norteamericana de las Ciencias.
2 Doctor en ciencias por la Universidad de Marsella. Preside el grupo de expertos pesqueros de la Comisión de Gestión de Ecosistemas de la IUCN (IUCN-CEM- FECG) y es miembro de la junta directiva de la Oficina Europea para la Conservación y el Desarrollo (EBCD).
3Profesor de la Universidad de Saint’s Mary, director de la Community Conservation Research Network.

Informe Áreas Marinas Protegidas CACT-ARVI



Artículos relacionados

Redes sociales



Ingenieros Navales

Jueves, 19 Abril, 2018Ya está disponible la normativa de presentación de trabajos del 57 Congreso de Ingeniería Naval e Industria Marítima, que se cel [...]

Miércoles, 11 Abril, 2018La Red de Business Angels y Aceleradora “Océano Azul. Inversión y Emprendimiento”, del COIN (Colegio Oficial de Ingenieros Na [...]

Lunes, 9 Abril, 2018Luis Vilches Collado, Decano-Presidente del Colegio y la Asociación de Ingenieros Navales y Oceánicos de España. Escribe esta cart [...]

Viernes, 6 Abril, 2018La ceremonia de clausura del 50 aniversario del COIN ha sido aplazada por causas ajenas al COIN. En breve daremos más informació [...]